Archivo de la categoría: Anti Running

Deja que hoy celebre mi maratón (y ya mañana me lo echas en cara)

Explícame cuál es el motivo por el que, con sencillamente correr poco más de 42 km, hoy me sienta como si hubiera finiquitado con mis propias manos la construcción de la Sagrada Familia, hubiera redactado el discurso que sellará el acuerdo de paz a nivel global y hubiera resuelto el jeroglífico de programar el mando a distancia sin acabar éste incrustado por pura frustración en la pantalla del televisor.

Explícame por qué me siento elevado por encima del resto por algo que han completado de igual manera más de 20 millones en la historia y un tercio de la población europea.  Sigue leyendo

Cómo te ha ido la Behobia – San Sebastián en 15 cómodos pasos (o zancadas)

BEHOBIA SS

La Behobia – San Sebastián es una carrera donde más de 30.000 almas viven más de 30.000 experiencias únicas e intransferibles. Yo, como soy un suicida inconformista (y tengo mucho tiempo libre -mentira-) he intentado condensar la mayoría de esas sensaciones / emociones / juicios en un recorrido físico-emocional (ya que no es lo mismo correrla con espíritu competitivo que con la voluntad de empaparte de un ambiente inigualable) de una carrera donde cada uno de los que la hacen realidad (corredores, afición, voluntarios y organizadores) ponen su grano de arena para mantener ese espíritu intacto.

En este ¿test? quizá puedas resumir tu propia Behobia. Y, por supuesto, puedes hacerla aún más fidedigna aportando tus propias experiencias.  Sigue leyendo

Diccionario de lengua runner para personas normales

Es un drama colectivo, pero casi nunca compartido. Una inquietud que, ya sea por vergüenza o por temor a la incomprensión, pocas veces sale a la luz. Y ya es hora de dar un paso al frente.

¿Cómo demonios puede una persona normal -o sea, aquélla cuyo principal drama es quedarse sin datos en el móvil para poner LOL en los post de los colegas, fisgonear las fotos de su ex y responder con tuits furiosos a famosos como si creyesen que le fuesen a hacer caso- entender lo que dice un runner con el que le toca compartir o casa, o cama, o curro o birras?

Lo sé, es una misión que parece irremediablemente condenada al fracaso, principalmente por dos motivos: El primero es porque no paran NUNCA de hablar de lo mismo (ni que fuera fútbol, coñe…);  y segundo, porque interesa una mierda lo que digan. Aun así, Blogmaldito no rehuye su responsabilidad social con este colectivo oprimido por vestir con mallas indecorosas y acaba de editar el primer tomo del diccionario de lengua runner para personas normales.  Sigue leyendo

Guía runner para redactar tu bio en Twitter o Instagram en 8 sencillos pasos

Es una de las primeras conclusiones que resultan de calzarse unas bambas: la mayoría al final tienen la lengua más viva que las piernas. Si ya es un problema que los días duren solo 24 horas para explicar todas tus aventuras atléticas, imagínate tener que hacer una declaración de intenciones en muy pocos carácteres y encima tener que cumplir con esas convenciones sociales que se han convertido en una rémora insufrible para cualquier corredor de pro: tener familia, currar para vivir, parecer gracioso a la par que interesante (en resumidas cuentas: lanzar el anzuelo para poder follar)… Tranquilo, no estás solo. A ti, que llevas peleándote con el twitter de los cojones más que Mario Casas intentando memorizar un guión con más de tres frases completas, va dedicada esta guía.

Sigue leyendo

Si me quieres, no me regales un libro de running

Es cierto, tengo un problema ya que… odio los libros. Bueno, no reniego precisamente de los libros sino todo lo que los rodea: personas normales que se vuelven en insufribles ególatras al poner tinta en blanco, lectores amargados que solo consumen literatura para echárselo a la cara al resto de mortales en vez de disfrutarla por si mismos, y una industria que esconde sus miserias y ata en corto subvenciones y beneficios apoyándose en un adjetivo al que hace mucho que le usurparon todo su sentido: cultural. Sigue leyendo

Lo que no te cuentan de Strava

Que STRAVA es la aplicación preferida de los cacos, maleantes y terroristas ya se ha hablado largo y tendido. Que engancha más que un juego de rol bañado en azúcar glasé mientras ves una serie de Netflix, es algo que queda fuera de toda duda. Y que sus informes anuales son un muermazo de proporciones bíblicas que solo ofrecen datos anódinos e insustanciales (en tu ciudad la tienen más larga que en la mía… Bravo, machotes) es algo a lo que hay que poner remedio. Aquí tienes todos las cifras realmente trascendente que definen al corredor medio que usa STRAVA.

Sigue leyendo

¿Y si fueras tú el del dorsal?

Caso 1: Dos fotos de diferentes ediciones de la misma carrera: en una aparece un chico que corre en grupeta justo al lado de la liebre; en la otra, un corredor saluda a la cámara haciendo con los dedos el signo de aprobación. En ambos casos, sin el correspondiente dorsal, que certifica que ha pasado por caja, visible.

Caso 2: Una instantánea de una pista de atletismo donde se ha ubicado la meta de una carrera popular y en la que se puede apreciar a dos corredores: uno va por el tartán sprintando; el otro va por dentro de la curva, aparentemente a un ritmo inferior.

Caso 3: Se viraliza la noticia publicada por un medio generalista en la que a partir de una foto (tomada como si el autor se estuviera jugando la vida en un correccional de alta seguridad) se puede ver a tres chicos vestidos para competir y con su pertinente dorsal viajando en metro con con la carrera ya comenzada.

Sigue leyendo