Archivo de la etiqueta: Anti Running

Lo que veas por la tele no lo intentes en casa

dont-try-this-at-home-alistair-jonathan-brownlee

Para los que hemos crecido en la edad de oro del Pressing Catch seguro que nos resulta familiar un insert que salta a mitad de los combates y que se resume en su lapidaria frase final: Por favor, no intentes esto en casa. Seguramente lo estabas viendo mientras probabas con tu hermano menor algún golpe maestro sin advertir que eso revistiera algún peligro a su integridad.

Sigue leyendo

El test definitivo para saber dónde debes correr

Y TU QUÉ CORRES

Toda la vida lidiando con lo de corredor y runner (tanto que ya hasta las embarazadas es lo primero que preguntan cuando se hacen las ecografías) que no nos hemos dado cuenta que hay una división mucho más compleja dentro del atletismo popular.

Y es que no todo el mundo se encuentra a gusto subiendo una montaña, agonizando en una recta interminable de asfalto ardiendo o brincando como pollos sin cabeza en una pista americana. Cada corredor tiene sus preferencias pero a veces se ve empujado a practicar la que menos casa con su estilo de vida. Para solucionar esa duda existencial desde la SuperPop runnera te hemos preparado este test que te permitirá descubrir con qué nuevo invento vas a dedicarte a martirizar a los que te rodean los próximos meses.

Sigue leyendo

Que le den a los retos ‘fast food’

DEATH BEFORE DNF

Nos guste o no,  llegará un día un tipo que, con la punta de la minga, completará un reto que para el 90% de nosotros significa meses de preparación para llevarlo a buen puerto. Lo hará parecer fácil y seguramente para él sea fácil. El problema no será que haya puesto en peligro su integridad por no seguir los pasos correctos, ya que quizá para él sí que era algo al alcance de su mano y no le supone un coste adicional a su estado físico. Sigue leyendo

Me han vuelto a líar: Cervezas vs Running

Cervezas vs Running

De todos es sabido que el mundo es tan cruel que no permite que dos placeres combinen sin que reporten trágicas consecuencias. Arte y ensayo, moda y respeto, sexo y playstation, Mario Casas y vocalización, chocolate y figura… Las cervezas y el atletismo popular no llegan a ese extremo de contraindicación, pero desgraciadamente ocasionan una serie de daños en el que sale perdiendo o bien tu rectitud formal como corredor (y tu hígado) o bien tu vida social. Pero aun así siempre podemos controlar ese riesgo sabiendo hasta qué punto podemos hacer que se revuelquen una con la otra sin lamentarlo terriblemente al abrir los ojos la mañana siguiente y comprobar que… otra carrera que te pierdes.

Sigue leyendo

Yo también soy cuñado (y, encima, corredor)

FAMILY CHRISTMAS PEASANTS

Qué jodido es lidiar con un cuñado pesado y sabelotodo al que por respeto a los siempre frágiles lazos familiares (la amenaza de una tercer matrimonio con alguien peor y su correspondiente y chabacana despedida de soltero) no osas mentar sus taras mentales, ¡eh! Y qué jodido cuando te das cuenta que, seguramente, también a ti te tratan con el mismo encariñado desprecio evitando decirte que no, que no sabes de todo y que el running no te da una visión excepcional del mundo que te rodea.

Porque, curiosamente, cuñados siempre son los otros. Pero recuerda que para tu cuñado, tú eres su cuñado. Y no hay peor cuñado que un anticuñado.

Sigue leyendo

¿Y si no te gustase correr?

No me gusta correr

Sales del cine aturdido tras presenciar una nueva obra de arte del cine bolchevique de la que no has entendido ni papa, pero mueves la cabeza como señal de aprobación vaya a ser que te tomen por el tonto de tan selecto y sibarita grupo que os habéis reunido ese día en la Filmoteca para dejaros ver. Te inventas tan falsos como rimbombantes adjetivos para explicar las irrepetibles sensaciones que te ha provocado el concierto del nuevo hype de la semana aunque a ti te haya sonado a una broma sin puta gracia sobre el ruido de una lavadora a punto de estallar. Te fuerzas por terminar esa novela generacional que se ha pasado 500 interminables páginas, más eternas que un tacto rectal, explicándote el vacío existencial de un pavo real para después darte cuenta que no te ha contado ABSOLUTAMENTE NADA… pero, oye, lo que importa es cómo lo cuenta.

¿Te imaginas que hubiera gente a la que no le guste correr y lo hace sencillamente porque es lo que se lleva? Pues existe y están más cerca de nosotros de lo que te imaginas.

Sigue leyendo